Navegar sobre el río de lava ardiente sin abrasar mis propios sentimientos ni ahogarme en ellos...
Posted by Frank Spoiler 20:46:00


Estaba solo, solo frente a cientos de personas. En ese momento yo era el centro de su atención. Todos me miraban. Notaba como por mi espalda corrían diminutas perlas de sudor que bajaban desde mi cuello hasta el final de mi espalda. Agarré con fuerza el micrófono, «no podía fallar, era mi gran oportunidad». Frente a mí, cuatro altas sillas me daban la espalda, sentados en ellas, los que tenían en sus manos mí futuro. Al finalizar mi actuación las cuatro estaban ya giradas hacia mí y el aplauso ensordecedor del público me decía que ya había ganado.