Navegar sobre el río de lava ardiente sin abrasar mis propios sentimientos ni ahogarme en ellos...
Posted by Frank Spoiler 8:53:00


¿Cómo me dejé convencer? Me preguntaba mientras corría como un imberbe a esconderme. ¡Estaba loco! ¿a mi edad? Corrí, pensando en esa locura, como en mi niñez, cuando jugaba, de chiquillo, con Luz, Mar, José. Hasta creí reconocer el camino por el que corría, un sendero que llevaba “a nuestro castillo”, un árbol grandioso y centenario donde teníamos nuestro “cuartel de juegos”. No, no estaba el árbol, en su lugar una brillante lápida con una inscripción que decía:
Mar, mi querida y adorada Mar… siempre llevaré en mi corazón tu dulce mirada. ¡Te amo!
Marcos. 28/04/47 19/09/61